Adquisición y Procesamiento

Adquisición de datos geofísicos

La adquisición de datos geofísicos consiste en registrar de forma sistemática una secuencia de pulsos desde la superficie, mediante la configuración, principalmente geométrica, de sensores y fuentes transmisoras de un campo físico. Estas secuencias de pulsos representan el valor promedio en un punto (estación), una superficie (sondeo) o un segmento con dirección determinada (perfil), de la propiedad física de interés.

adquisición por estación

Adquisición por estación

adquisición por sondeo

Adquisición por sondeo

adquisición por perfil

Adquisición por perfil

Condiciones geológicas locales como: rasgos topográficos pronunciados, unidades arcillosas de gran espesor, superficies donde predominan rocas sin alteración o ambientes extremadamente áridos, son algunos de los factores que pueden disminuir o distorsionar la intensidad de la señal objetivo; reduciendo la capacidad de algunos métodos geofísicos para obtener resultados coherentes con relación al subsuelo.

Para óptimos resultados es necesario implementar fuentes adecuadas que mantengan la intensidad de la señal y configurar/orientar las lineas o puntos de recepción con respecto a rasgos geológicos de interés. Esto asegurará que la relación señal-ruido sea más alta, que la resolución sea apropiada y que se minimicen efectos ajenos a través del procesamiento.

Procesamiento de datos geofísicos

El procesamiento de datos geofísicos consiste en acumular, ordenar y aplicar algoritmos geocientíficos a la señal registrada, para la obtención de información relevante del subsuelo. Las características del procesamiento son: corregir, amplificar, reagrupar geoestadísticamente, localizar en el espacio e incluso transformar en otras propiedades físicas; con el único objetivo de ajustar o acondicionar un modelo geofísicos ideal con el modelo geológico observado.

Una de las herramientas matemáticas más importantes en el procesamiento de datos geofísicos es el Modelado Inverso. Este consiste en ajustar un modelo geofísico teórico, pero con restricciones, con los datos medidos en campo. El modelado inverso siempre tendrá como restricción el principio de causalidad, por lo que cualquier modelo arbitrario de la tierra por muy complejo que sea, también estará sujeto a este principio.

procesamiento e inversión

Adquisición de datos geofísicos

La adquisición de datos geofísicos consiste en registrar de forma sistemática una secuencia de pulsos desde la superficie, mediante la configuración, principalmente geométrica, de sensores y fuentes transmisoras de un campo físico. Estas secuencias de pulsos representan el valor promedio en un punto (estación), una superficie (sondeo) o un segmento con dirección determinada (perfil), de la propiedad física de interés.

adquisición por estación

Adquisición por estación

adquisición por sondeo

Adquisición por sondeo

adquisición por perfil

Adquisición por perfil

Condiciones geológicas locales como: rasgos topográficos pronunciados, unidades arcillosas de gran espesor, superficies donde predominan rocas sin alteración o ambientes extremadamente áridos, son algunos de los factores que pueden disminuir o distorsionar la intensidad de la señal objetivo; reduciendo la capacidad de algunos métodos geofísicos para obtener resultados coherentes con relación al subsuelo.

Para óptimos resultados es necesario implementar fuentes adecuadas que mantengan la intensidad de la señal y configurar/orientar las lineas o puntos de recepción con respecto a rasgos geológicos de interés. Esto asegurará que la relación señal-ruido sea más alta, que la resolución sea apropiada y que se minimicen efectos ajenos a través del procesamiento.

Procesamiento de datos geofísicos

El procesamiento de datos geofísicos consiste en acumular, ordenar y aplicar algoritmos geocientíficos a la señal registrada, para la obtención de información relevante del subsuelo. Las características del procesamiento son: corregir, amplificar, reagrupar geoestadísticamente, localizar en el espacio e incluso transformar en otras propiedades físicas; con el único objetivo de ajustar o acondicionar un modelo geofísicos ideal con el modelo geológico observado.

Una de las herramientas matemáticas más importantes en el procesamiento de datos geofísicos es el Modelado Inverso. Este consiste en ajustar un modelo geofísico teórico, pero con restricciones, con los datos medidos en campo. El modelado inverso siempre tendrá como restricción el principio de causalidad, por lo que cualquier modelo arbitrario de la tierra por muy complejo que sea, también estará sujeto a este principio.

procesamiento e inversión